lunes, 13 de octubre de 2014

LIANAS



LIANAS

Como la hiedra me atrapan tus brazos
se enredan las fragancias con la piel
que excitada rivaliza con el rojo del vestido
y de unos labios prestos al color de una pasión

¡Báilale hulahop!, ronda por la cintura 
¡sácale! los perfumes que adoramos
cuando orientan el saludo de la noche
al sol, de pronto tan dorado

De este amor que una mañana
selló la unión entre lianas 
bien celosas por guardar en sus secretos,  
aquel mágico y único beso
verdadero, fiel...,
de inocencia robada;

para que no lo encuentren
para que no adulteren su pureza
para que ....
y fue tal el empeño 
que ni si quiera yo
encuentro sus alas

Isabel Mendieta Rodríguez
Derechos Registrados

Imagen: en la red